El deporte ciencia antes de Gambito de Dama

Novela de ajedrez by Stefan Zweig

My rating: 4 of 5 stars

El ajedrez, como tema narrativo, ha vuelto a llamar la atención gracias a la exitosa serie de Gambito de Dama producida por Netflix. Sin embargo, el tema se remonta hasta las historias de Las Mil y Una Noches y probablemente más allá. Siempre se ha considerado como un deporte mental, un espacio donde las grandes mentes hacen su aparición y nos asombran con sus dotes únicos. El juego desarrolla las habilidades estratégicas de los contendientes, buscando siempre elaborar y planear los ataques con varias jugadas de anticipación. Stefan Zweig nos transporta a ese mundo del deporte ciencia. Llevándonos en un crucero donde se conjuga la genialidad, la opresión y el delirio, todo esto en su obra: Novela de Ajedrez.

La novela se centra en un viaje en crucero, desde Nueva York hasta Buenos Aires. El campeón mundial de ajedrez se encuentra a bordo, zarpó rumbo a la Argentina, siguiendo el programa de campeonatos de ajedrez a nivel mundial, obteniendo la cuantiosa suma como vencedor absoluto en todos los campeonatos que se ha presentado. Mirko Czentovicz se acercó al mundo del ajedrez de manera fortuita, a muy temprana edad, siendo huérfano y bajo el cuidado de un párroco de su pueblo natal. Siendo quizás su única distracción, desde niño el joven Mirko desarrolló la afinidad por el juego y su mente capaz de concentrarse en una única acción de ramificar las posibles jugadas de su adversario, lo posicionó como una gran promesa del ajedrez mundial.
Cabe mencionar que Mirko no tenía ninguna otra habilidad, es más, las relaciones interpersonales no eran parte de su repertorio, y siempre terminaba demostrando que podría ser un genio en el ajedrez, pero carecer de las habilidades mínimas requeridas de interacción, e inclusive, de otras tareas más complejas que barrer los graneros de su pueblo natal.

Nuestro narrador, un viajero en dicho crucero donde viaja el campeón mundial, tiene la firme convicción de entablar una conversación y conocer más a fondo la vida del joven Mirko. Nos menciona que nunca a platicado con un campeón mundial del ajedrez y no desaprovechará la oportunidad para entablar una relación de caballeros. La sorpresa es inmediata, simplemente no logra atraer su atención en el poco tiempo que está fuera de su camarote.

En las primeras páginas, nos entretenemos tratando de ver si logran hacer contacto con Mirko. Inclusive el narrador comienza a crear amistad con un ingeniero de minas escocés llamado McConnor, que también se empecina en jugar una partida amistosa con el campeón. La forma en como logran llamar su atención es divertida, pero resalta el carácter de sus personajes, tanto la famosa necedad escocesa de McConnor, como la indiferencia capitalista de Czentovicz. El autor nos muestra que todo deporte al dejar de ser amateur, el espíritu del juego se ve disminuido por la profesionalización de la práctica.

Finalmente, al jugar la primera partida, magnánimamente, Mirko permite que todos los interesados ayuden a decidir la mejor jugada, estableciendo así un todos contra él. El resultado obvio es la aplastante victoria de Mirko sobre los curiosos viajeros. Inmediatamente se solicita una revancha y el campeón accede. Sin embargo, en este segundo juego, hace su aparición un extraño personaje llamado simplemente Sr. B.

Gracias a la participación del misterioso Sr. B, el grupo de entusiastas jugadores logran contener la debacle, alcanzando un honroso tablas y logrando que Mirko perdiera ese aire de superioridad y comenzara a preocuparse realmente por la partida. Una vez finalizado el juego, el campeón levanta la vista y se dirige expresamente al nuevo participante: “Otra partida?” A lo cual el Sr B., contesta con un vehemente: “No, por favor, de ninguna manera, yo no podría”. Y sale casi huyendo del cuarto de juegos.

¿Cómo pudo alguien hacerle frente al campeón mundial? ¿Por qué huyó? Es de imaginarse que todos se empeñaron en buscar al Sr B., y convencerlo de jugar una nueva partida al día siguiente. Nuestro narrador, lo busca, y descubre la triste y cruel historia detrás del hombre. Stefan Zweig fue un escritor que huyó del régimen Nazi, soportando tratos inhumanos y cruentos interrogatorios que minaban su fortaleza psicológica. Algo similar le sucedió al Sr B., quién fue un prisionero de los Nazis, aislándolo de cualquier otro contacto humano, pasando varios meses sin ninguna conversación más que los interrogatorios a los que era dirigido. Es aquí cuando encuentra un libro de ajedrez, y comienza a distraer su mente con las diferentes jugadas descritas, sin tablero, todo en su mente. Se convierte en un maestro del ajedrez, pero hay un costo de equilibrio mental, que fue precisamente lo que atacó los soldados Nazis para quebrantar su voluntad.

No contaré el final, pero logra mantener al lector atento, devorando las páginas para leer la conclusión del encuentro entre Mirko y el Sr. B. El autor nos sorprende con la crítica al régimen Nazi, y el pequeño ensayo que realiza al describir el deporte ciencia: el ajedrez. A pesar de sus cortas páginas, la novela es recomendada a lectores de nivel intermedio, ya que la narrativa de la contienda sirve como ambiente para trazar la historia verdadera de los juegos mentales. Definitivamente buscaré más de Stefan Zweig.

View all my reviews

Apreciación al arte 101

Todo cuanto amé by Siri Hustvedt

My rating: 4 of 5 stars

De las disciplinas de las Bellas Artes, aquella que siempre ha significado un reto para mi por no sentirme empático con su representación, son las artes plásticas. Me refiero a que apreció más la historia de una pintura o escultura, más que el impacto visual que pudiera ejercer en mi. Pero también reconozco que es algo que siempre se puede aprender con una guía adecuada. En esta novela, Siri Hustvedt nos lleva por el mundo de las galerías neoyorquinas, acompañando la vida de un crítico de arte y su amigo, un pintor de renombre, compartiendo el gusto por el arte y la vida. Todo cuanto amé es un viaje al mundo del arte en Nueva York, adentrándonos en el proceso creativo de artistas y pseudo-artistas, remarcando el contexto de estilo de vida gringa.

Hay tres elementos que conforman la arquitectura de la historia, llevándonos en un viaje de reflexiones y aprendizajes. El primer componente es la pintura, y en general, las artes plásticas. A través de diálogos con Leo Hertzberg, historiador de arte, podemos atisbar el inmenso mundo de la pintura, identificando los aspectos de apreciación y comparaciones que realiza con pinturas clásicas como un Goya o Jan Steen. Leo capta un cuadro especial, donde podemos apreciar a una hermosa mujer posando mientras en una esquina del cuadro, vemos un mocasín que sale de escena, mientras la sombra del pintor se refleja sobre el cuerpo de la modelo. Definitivamente un trío. A través de este cuadro, conoce en 1975 a Bill Weschler, quién se convertiría en un gran amigo suyo y compartirían grandes conversaciones sobre el arte.
Este elemento incluye un arte contemporáneo, más bien de consumo, que se refleja más a una crítica velada del arte basura. Al menos esa es mi opinión. Tendrán que leer la novela para conocer su punto de vista. Así mismo, me imagino esas representaciones de violencia y sangre en México, ¿llamaría la atención? o tenemos tanta violencia en la vida real que esa representación sería más bien algo superficial y vulgar.

El segundo componente, es el análisis psicológico que hace la autora sobre varios de sus personajes. Personalidades con perfiles de comportamiento patológicos, que son el resultado de las experiencias profesionales de Siri Hustvedt. Problemas de comportamiento de interacción social, mitómanos, personalidades múltiples y otras sorpresas. Este elemento representó para mi el mayor reto, no solo caminar a través de aquel páramo agreste y neblinoso de los comportamientos, sino también de la reacción de los seres cercanos y como eran absorbidos por la manipulación e inacción.

Finalmente, el tercer elemento es la narración de las vidas de estos dos amigos, Leo y Bill, sus parejas e hijos. Familias que viven en New York y que pertenecen al mundo de arte. Ver a los niños con ciertas aptitudes artísticas o reflexiones muy adelantadas a su tiempo. Y que a pesar de los altibajos, la amistad es al final, lo que permite hacernos sobrevivir y seguir adelante.

La lectura resulto tener sus crestas y valles, hubo momentos que me resultaron cansado seguir adelante, inclusive situaciones que no veía un efecto importante durante la narrativa. Pero también me impacto sentimentalmente, hay temas que siempre tienen resonancia en nuestra forma de ser, y que el autor logrará conmoverme es algo que se valora en la lectura. También es interesante algunas reflexiones de pareja: amigos y matrimonios, la sensibilidad de la cercanía y las decisiones basadas en instintos.

Novela recomendada para lectores de nivel intermedio o avanzado. No es una lectura fácil, y hay que estar dispuesto a investigar un poco sobre temas que se dan por sentado son de dominio público. También sirve como “iniciación a la pintura”, bien podría valer un curso de apreciación al arte.

View all my reviews

Requiem para Pablo

La ridícula idea de no volver a verte by Rosa Montero

My rating: 4 of 5 stars

Cuando escuche que se proponía este libro para leer en nuestro club de lectura, primero pensé que sería una novedosa biografía sobre Marie Curie y sus últimos años. De alguna manera cumple con mis expectativas: es un novedoso relato de los últimos años de Marie Curie después del fallecimiento de su marido Pierre. Lo que me deslumbró, fue la adopción del tema de la autora, Rosa Montero, en la superación de su pareja fallecida.

Podría decirse que fue un proceso tanatológico de la autora, la cuál, para el momento de escribir esa novela, había experimentado el fallecimiento de su compañero de vida: Pablo. A través de los ojos de Marie Curie, quién tuvo que sobreponerse a la muerte de Pierre, la autora hace un proceso similar de superación del ser amado. Cuenta en la historia de Marie, lo que ella hubiera hecho e hizo para superar este proceso. “Morir es parte de la vida, no de la muerte: hay que vivir la muerte”, esto lo cita Rosa Montero de la Dra Iona Heath, famosa tanatóloga norteamericana. Y es que el enfoque de este libro fue precisamente un ejercicio de aceptación y de realizar una última conversación con aquél que ha partido.

Pero antes de llegar a este proceso final, la autora nos muestra la fortaleza y autenticidad de Marie Curie para el momento que vivió. Una mujer inteligente, luchadora, emprendedora e independiente, capaz de superar cualquier obstáculo, que logra ser la primer mujer en recibir un premio Nobel… y la única persona en recibir dos premios Nobel de Ciencia (Física y Química). Supera los prejuicios de la época, incluyendo a su padre, quién no tiene otra visión más que aquellas viejas patriarcales costumbres polacas de inicio del siglo XX. Marie lucha por buscar su superación, persiguiendo sus estudios en París, donde llegaría a conocer al talentoso e inteligente Pierre. Lograron una conexión única, motivados por un sueño en común: la investigación científica.

En precarias condiciones, y a costa de su salud, estuvieron haciendo estudios para encontrar el material puro de energía inagotable: el radio. La exposición a este elemento es lo que los llevaría a su muerte. Sin embargo, en el camino, sus investigaciones causaron furor, inclusive, cierta idolatría basada en la confianza de que nada invisible pudiera ser causante de daño, invisible como la radiación. Debido a sus estudios, el consejo de ciencias frances nominó a Pierre y un ayudante al Nobel de ciencias, ignorando olímpicamente a Marie. Sin embargo, y a pesar de lo que digan, Pierre se opuso terminante a recibir dicho premio si no se mencionaba también a su esposa, pareja inseparable e incansable del descubrimiento. Esta aseveración causó furor, enojo y contrariedad, pero los viejos ineptos de cortas miras, tuvieron que ceder aunque solo permitieron que Pierre diera el discurso de aceptación. Desde mi punto de vista, Pierre fue un adelantado de a su época, dándole el justo reconocimiento a Marie.

Tuvieron dos hijas, una de ellas se dedico a heredar el legado de ambos : padre y madre, mientras que la más chica, sería una mujer de inigualable belleza, como en claro reproche a la ideología de la madre. Habrá que leer los capítulos dedicados a las niñas. El balance vida trabajo es casi una ilusión, en el aspecto de éxito, ya que al tener éxito en un extremo significa descuidar el otro. A pesar de todo, la vida de pareja fue muy unida, de ahí el proceso de pérdida de Marie fuera tan abrumador que recogió fragmentos de su alma en el diario que escribió después de la muerte de Pierre.

Hubo vida después de su esposo, un año y medio de luto le sirvió para retornar la calma, así como la escritura del diario, del cuál se basa este libro de Rosa Montero. Vemos descrita la vida de Marie como las primeras mujeres que luchan por su emancipación, aunque como todo ser humano, con algunos errores como no ser empática con otras mujeres que necesitaron de su apoyo. También es interesante leer su aventura con un compañero de laboratorio, casado, que le otorgó la atención que Marie necesitaba dos años después de haber enviudado. Es interesante leer también que la prensa de la época se entretenía en los chismes de estas celebridades, como ahora lo pudiéramos ver en actores o cantantes. Obvio que la sociedad francesa condenó a Marie por destruye hogares, sin ponerse a pensar que es el casado quién debería responder por sus actos.

Todo esto encontramos en este atractivo libro, con ciertas elucubraciones de la autora que nos hacen reflexionar sobre la vida, la muerte, la vida de pareja y el machismo. De manera paralela, existe el plus de la identificación de las casualidades y el destino, tema que me llamó la atención, ya que para finales de Enero, había fallecido mi primer gran amigo de la infancia. Alguien que fue muy cercano a mi en mis primeros años de vida, un primo de mi edad, sin ser mi familia. Sobrepasar estos momentos y leer el libro, me dio un sentido a lo que experimentaba, a esa opresión y sorpresa, esa forma de no creer que estuviera pasando, recordar que fue lo último que nos dijimos, y cuando lo hicimos. El libro fue especial por esa casualidad, entender el adiós de un ser querido.

Recomendado para lectores principiantes e intermedios, y para aquellos que buscan empatía en la pérdida, quizás entendimiento. Pablo, Pablito, reverendo, querido primo, gracias por todo.

View all my reviews

Estampas grises de un pueblo rumano

En tierras bajas by Herta Müller

My rating: 3 of 5 stars

Creo que el estado de ánimo es un factor que en ocasiones encauza las lecturas y permite una mejor recepción o reticencia de la novela en cuestión. Al final no es culpa de la obra; se dice que una vez que sale del autor, la novela le pertenece al lector. En esas ocasiones, un gran trabajo literario puede no ser apreciado en su totalidad, o al contrario, tener la ligereza de espíritu para lograr una empatía más fácil con la lectura.

Mi caso particular es que estaba de muy buen humor los últimos meses, y las lecturas sombrías o excesivamente dramáticas no encajaban en mi actual ánimo.

Herta Müller logra estampar grises postales de un pequeño pueblo rumano bajo la dictadura de Ceaucescu, utilizando sus recuerdos infantiles de la región donde creció. A través de los ojos infantiles de una pequeña niña, vemos la interacción en el pueblo y la opresión que se siente en el ambiente. De una manera sutil, vemos la pobreza extrema en la que se encuentra la familia, llegando al punto de reutilizar el agua para poder bañarse, siendo el primero el más afortunado, y el abuelo quedándose con la peor parte.

Encontramos también un pueblo donde el alcohol parece ser el único medio de escape de la realidad. Padres que terminan borrachos y que rompen las ilusiones de convivencia con sus hijos, con un grado de incomunicación marital que resulta de lo más común y normal en ese ambiente.

Observamos también como se vivía en ese pueblo, donde los animales tenían que pasar por una autorización expresa del gobierno para poder sacrificarlos. Aunque la familia se muriera de hambre, sin el permiso, no les estaba permitido alimentarse del animal. Se tenía que recurrir que falsos accidentes con el fin de obtener la tan ansiada autorización.

Un pueblo lleno de gente sin esperanzas, con una supervivencia diaria, con una aceptación del día a día. No por nada fue una obra prohibida, ya que denunciaba el lamentable estado los habitantes del régimen. Solo hasta que la autora pudo vivir en Alemania, fue cuando su obra se presento al mundo.

Ganadora del premio Nobel de literatura, su obra representa una voz de reclamo sobre los regímenes totalitarios de la Europa central.

Equiparable en cierta medida con Svetlana Alexiévich por las atrocidades de la guerra, o con Fernanda Melchor en Temporada de Huracanes por la pobreza de aquel pueblo y el comportamiento de su gente; es una novela que debe leerse anímicamente preparado. Recomendada para lectores nivel intermedio.

View all my reviews

Amistades que duran

El último encuentro by Sándor Márai

My rating: 5 of 5 stars

¿Hasta dónde nos puede unir una amistad? ¿Qué responsabilidades y obligaciones se adquieren y se cultivan con el tiempo con relación a nuestro amigo? No hablo de cualquier amigo, sino de aquél que se te presenta en tu camino para crecer a su lado como un hermano, y muchas veces, con una relación más estrecha y unida de la que tendrás nunca en tu vida. ¿Qué los une? Muchas relaciones tienen como piedra fundamental la verdad, por sobre todas las cosas, y este caso no parece ser la excepción.

Sandor Márai nos cuenta como dos amigos sobreviven al tiempo y los eventos por 41 años, para citarse por última vez para esclarecer la verdad. Aquella búsqueda de la verdad termina durante esa reunión. No hay más. Antes de despedirse de este mundo, los dos necesitan llegar a la verdad, o al menos uno de ellos. Aunque también contar los hechos, por duros que estos sean, por difícil que sea compartirlo, es liberador.

Todo comienza con la notificación al General, de que su amigo Konrad llegará a visitarlo al día siguiente. El pequeño castillo de caza, al pie de los Cárpatos en Hungría, ha dejado de celebrar fastuosas veladas desde hace tiempo ya. Por lo que es necesario prepararlo todo, dejarlo tal y como estaba en el momento que partió Konrad hace 41 años. Ellos se hicieron amigos durante la infancia, juventud y servicio militar. Siendo el general y su familia quién lo adoptase socialmente, ya que al ser hijo de una familia polaca que ha ido perdiendo su riqueza, no ha tenido el soporte financiero y conexiones para posicionarse en la escuela o milicia.

Comparten momentos importantes, aunque de temperamentos diferentes, la amistad que los une esta por encima de cualquier aspecto mundano. La confianza crece con el tiempo, de tal forma que es el General, quien conoce el secreto de su amigo: es un amante de la música y sin un soporte financiero adecuado. Tal vez si tuviera el dinero necesario, no se metería al servicio militar y se dedicaría a tocar y componer. Gran admirador de Chopin, que ha tocado magistralmente la Polonesa-Fantasía al lado de la madre del General, la sensibilidad de Konrad es un rasgo que lo distinguen de la templanza y decisión del General, cuyos instintos de cazador son necesarios para triunfar en el ejército.

Konrad inclusive le presentó a la que sería la esposa del General, Krisztina, con quienes pasarían grandes y agradables veladas juntos en dicho castillo. Sin embargo, un día después de una caza por los bosques del castillo, algo se rompió. Durante la cena de ese día, nada raro ocurrió, salvo que la plática se enfocó en las características del trópico. Al día siguiente, Konrad había desaparecido de la ciudad. Se había marchado sin decir a dónde. Ninguna nota para su amigo de toda la vida. Ocho años después de esa partida, Krisztina murió, y el General se quedó sólo por otros 33 años esperando el regreso de su amigo.

¿Qué había sucedido? Aunque quizás eso ya lo había descubierto casi completamente, encerrado en el castillo el General, esperando que le confirmará su teoría. Sucedieron guerras y grandes cambios, pero sobrevivió a todo, esperando encontrarse con Konrad y finalmente, cerrar todos los asuntos pendientes. Dos amigos que representan los valores de una sociedad respetuosa y noble, dos verdaderos caballeros que saben y deben cumplir sus deberes, tal y como se espera de ellos. Ahora, con 75 años en su haber, es momento de decirse todo, después, darse la mano, y saber si son o no amigos aún.

Sandor Márai se suicidó en 1989, después de la muerte de su hijo y nuera, y dejo dicho que: “al no tener con quién hablar húngaro, no veo la razón de seguir viviendo”. La novela está descrita de tal forma, que nos permite evocar aquellos vestigios de la última sociedad aristócrata de Europa Central, últimos herederos del famoso imperio austrohúngaro. Los detalles que podemos encontrar en la narración mantienen al lector a la expectativa del desenlace y logra transportarnos a esa época. Además, la disertación sobre los valores de la amistad y las relaciones humanas son una joya cultural que debería ser parte de nuestro conocimiento colectivo. De las mejores novelas que he leído este año. Recomendado para lectores nivel intermedio.

View all my reviews

Un silencio insoportable

Los hombres me explican cosas by Rebecca Solnit

My rating: 5 of 5 stars

Rebecca Solnit reúne en este libro nueve escritos sobre el feminismo y el silencio imperante que ha existido por miles de años, acallando las voces individuales y colectivas de la mujer en una sociedad comúnmente machista. El primer artículo llamado: Los hombres me explican cosas, que da título a la presente obra, narra un evento que presenció en una reunión a la que fue invitada, donde tiene que soportar estoicamente que el anfitrión (un hombre) le recomiende un libro que debe leer. Aquel fulano le explicó de que trataba el libro (sin haberlo leído) y por qué consideraba que debía leerlo con el fin de que pudiera servirle para su trabajo como escritora. Una amiga, con la que asistió a dicha reunión, comenzó a decirle al anfitrión que Rebecca era la autora del libro que mencionaba, hecho que ignoró el lamentable tipo hasta que entendió que le estaba recomendado a la autora el libro que había escrito. Obvio, no se inmutó y continuó como si fuera un hecho insignificante.

Este matiz de arrogancia y superioridad opresiva es una constante en sus ocho escritos restantes. El libro abre una oportunidad para discutir y entender el efecto machista de generaciones en nuestra sociedad actual. Aunque pareciera que tal comportamiento disminuye con el paso del tiempo, aún falta demasiado camino por recorrer hacia la equidad. En su artículo de La Guerra más larga, se discute la violencia en la mujer, así como las violaciones que atacan más a la víctima que a los atacantes. Decir que no salgas sola en la noche por el parque, en lugar de educar a los varones y prohibir la salida a violadores, es una clara muestra de preferencia machista.

Otros escritos como Mundos que colisionan, #YesAllWoman, el síndrome de Casandra y la obscuridad de Woolf; me abrieron un panorama de esa opresión y desventaja social que se ha manifestado por siglos. Pero quizás, el Elogio de la amenaza, muestra un enfoque que no había tomado en cuenta: legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, hacen un matrimonio de igualdad real. Esta es la amenaza para el matrimonio tradicional, ya que esa violencia doméstica o superioridad del esposo sobre su pareja desaparece al tener dos personas del mismo sexo, con una equidad nunca vista. Y no estoy diciendo que sea la solución, más bien que el matrimonio entienda el verdadero significado de equidad en la pareja. Hablo de equidad en lugar de igualdad, ya que la igualdad es un tema utópico debido a nuestras diferencias fisiológicas y biológicas.
Al leer la Abuela Araña, recordé algunas conversaciones con mi mamá sobre la sobrevivencia de los apellidos maternos en un árbol genealógico. Si quisiera que perdurará un apellido, por generaciones, ha tenido que ser un hombre quién mantiene el nombre. Ahora es posible elegir el apellido sin importar si es materno o paterno.

Finalmente, en su artículo final: la caja de Pandora nos invita a reflexionar sobre el largo camino que aún falta por recorrer. No solo desde el esfuerzo que cada mujer hace para obtener sus derechos, sino también, cada hombre que entiende que también es su problema y sumarse al esfuerzo colectivo de una exigencia que no puede quedar silenciada por más tiempo.

Son 9 ensayos que expresan de manera acertada, el problema al que nos enfrentamos como sociedad. Nos hace entender los diferentes obstáculos para alcanzar la equidad, y nos invita a no callarlo, a levantar la voz cuando es necesario y apoyar a aquellos que están siendo silenciados. Como dijo mi amigo Luggi, con este libro Rebecca me explica cosas.

Aquí el link al review de Luis:

https://macqro.wordpress.com/2020/04/21/rebecca-solnit-me-explica-cosas/

View all my reviews

Rebecca Solnit me explica cosas

LOS HOMBRES ME EXPLICAN COSAS: Rebecca Solnit: 9788494548147 ...Rebecca Solnit

Los hombres me explican cosas

Editorial Capitán Swing, España.

Rebecca Solnit es la inventora del término mansplaining que puede traducirse como los hombres explicando, o como prefirieron traducirlo Los hombres me explican cosas. Este es el título del libro que contiene 9 ensayos y del primer ensayo en el libro. En este ensayo, Rebecca Solnit utiliza una anécdota personal para demostrar su tesis que dice que los hombres tienden a explicarles a las mujeres todo, incluso aquello en lo que ellos no son expertos y ellas sí.

La anécdota consiste en que un hombre adinerado en una reunión social entre gente adinerada se acercó a ella y a una amiga con la que la platicaba y comenzó a hablar sobre un libro que estaba de moda entre el círculo intelectual y entre quienes aspiran a estar en ese círculo. El hombre mayor, trataba de exponerle la tesis de ese libro a sus dos interlocutoras, sin darse cuenta de que una de ellas era la autora del libro. Cuando se dio cuenta, de que estaba explicando mal uno de los conceptos de su libro, Solnit trató de corregirlo, pero el hombre no se dio por enterado, ni siquiera cuando la amiga le dijo que ella sabía de qué hablaba pues era “su” libro. Esas cosas pasan frecuentemente, Solnit y se lo atribuye a un afán masculino de tratar de demostrar su supuesta superioridad intelectual sobre las mujeres.

No me detendré en este ensayo para decir si estoy de acuerdo, ni trataré de contraargumentar para decir en qué no estoy completamente de acuerdo. Me centraré en el tercero de los ensayos que conforman el libro, titulado: Mundos que colisionan en una suite de lujo.

En este ensayo, Rebecca Solnit hace una comparación entre el poder que ejercen los países primermundistas y las instituciones económicas contra los países subdesarrollados, con la violencia que ejercen algunos hombres en puestos de poder contra las mujeres. Comienza contando la agresión que sufrió una emigrante africana en Nueva York a manos de Dominique Strauss-Khan, entonces presidente del FMI. Ella (Nafissatouo Diallo), trabajaba como afanadora en un hotel y él la acosó sexualmente; cuando ella se resistió, él la amenazó con denunciarla como ilegal y de tomar represalias económicas contra su país de origen.

Esa misma relación de poder que intentó ejercer Strauss Khan sobre Diallo, existe entre el FMI y los países africanos y con el sur global. El FMI prácticamente dicta las políticas económicas de los países endeudados, obligando a sus gobiernos a subir impuestos, recortar programas sociales, etc.

Y de pronto en medio de este ensayo, con el que, mientras lo leía, concordaba completamente, vino a mi cabeza un recuerdo y una revelación, uno de esos “momentos Amelié”.

En 2013 fui a Argentina con mi familia, por motivo de un congreso de Lingüística al que asistió mi esposa como expositora y participante, y aprovechamos para conocer Buenos Aires. Mientras estábamos allá, en Venezuela murió Hugo Chávez. En ese entonces, Argentina estaba gobernada por Cristina Fernández de Kichner. A mí me llamó mucho la atención que en Argentina se declarara luto nacional. Sabía que había una cierta afinidad política entre los gobiernos de Venezuela y Argentina, pero de eso a que todos los periódicos tuvieran en primera plana la muerte del “querido general”, que en la Plaza de Mayo se colocara la bandera argentina a media asta y que hubiera carteles de  agradecimiento y despedida por todos lados, a mí me resultaba incomprensible.

Regreso a la sala de mi casa en el año 2020, mientras bebo una taza de café y leo el ensayo de Rebecca Solnit, y entonces viene el momento de la revelación. La autora explica como Hugo Chávez, con las ganancias del petróleo, ayudó al gobierno de Argentina a saldar su deuda con el FMI, y así poder establecer sus propias políticas económicas. A eso se debía el enorme cariño que los medios y el gobierno argentinos demostraban hacia el mandatario venezolano. Hasta los villanos preferidos tienen su lado bueno.

Otro ejemplo, que utiliza la escritora es el de las políticas alimentarias que USA y otros países desarrollados impusieron a los países más pobres, lo que provocó que dejaran de ser autosuficientes en la producción alimentaria. USA ofreció arroz a bajo precio a Haití, haciendo que los productores de arroz haitianos fueran a la quiebra. Años después Bill Clinton – otro personaje poderoso cuya reputación cayó a causa de un escándalo sexual – se dijo arrepentido de su política alimenticia con varios países, especialmente con Haití. El arrepentimiento puede ponerse en duda, pues el exmandatario también había dicho estar arrepentido de su comportamiento sexual mientras fue presidente.

Dos ejemplos de abuso de poder de un hombre sobre una mujer y de una institución o país a otro. Citando a Rebecca Solnit:

“Strauss-Khan creó una atmósfera incómoda y peligrosa para las mujeres, y sería diferente si trabajase por ejemplo, en una pequeña oficina. Pero que un hombre que controla parte del destino del mundo dedique sus energías a generar miedo, miseria e injusticia alrededor de él dice mucho del mundo en qué vivimos y de los valores de las naciones e instituciones que toleran su comportamiento y el de otros hombres como él”.  

Eso suena desmoralizante. Sin embargo, este ensayo, Mundos que colisionan en una suite de lujo, termina con un tono esperanzador. En el caso de Strauss-Khan, aunque no fue a prisión por el cargo de acoso sexual, perdió su cargo y su reputación, dado que, a la demanda de Diallo se sumaron las de otras mujeres que también fueron víctimas de este emperadorzuelo. En el caso de Haití, el FMI le condonó la deuda, en respuesta a la demanda de varias asociaciones civiles internacionales.

Esta es precisamente la esperanza: que la sociedad civil denuncie y apoye a quienes denuncian. No pongamos en duda la voz de los denunciantes por muy poderosos y reputados que sean los denunciados. Sumémonos.

Tengo otro caso que contar muy similar, pero ya será en otra ocasión. Por lo pronto reconozco que Solmit me explica cosas.

Emplasto Brás Cubas

Memorias póstumas de Brás Cubas by Machado de Assis

My rating: 4 of 5 stars


Memorias póstumas de Brás Cubas by Machado de Assis

Machado de Asís fue un escritor brasileño, considerado como uno de los mayores exponentes de la literatura de su país. Vivió el periodo de transición de ser una colonia europea a ser un país libre y soberano. Como muchos países latinos, experimentó las corrientes políticas que fueron formando a las mismas familias dirigentes del país, perteneciendo a la clase privilegiada de la cuál haría una crítica mordaz y humorística a través de la presente obra.


Las Memorias póstumas de Brás Cubas, es una crítica a la sociedad brasileña desde la ultratumba. Después de haber fallecido, Brás Cubas escribe sus memorias, con la liberta del finado y sin compromiso alguno en el plano terrenal. De ésta manera, es capaz de hacer un análisis de su tiempo, de sus costumbres y de su país. Narrando sus memorias, desde una infancia precoz, donde por ser el único varón de la familia, tenía las ventajas de un patriarcado del Siglo XIX. Creció siendo un niño consentido, y fue iniciado en el arte del amorío a través del más antiguo oficio del mundo: una cortesana.


Marcela, una española que se convirtió en una famosa cortesana, la más bella de todas, logra capturar el corazón del joven Brás. Descubre el amor y su arte a través de ella y diversos costosos regalos. Despilfarrando sus ahorros con tal de conseguir sus atenciones, pero su padre logra darse cuenta y lo manda inmediatamente a Europa, casi a rastras sin oportunidad de llevarse a su querida compañera.
Mientras está estudiando en Europa, su madre enferma y corre inmediatamente a su lado. Alcanza a verla y despedirse de ella, pero cae en una depresión y se refugia en su casa de campo. Su padre lo busca para ofrecerle un plan para su desarrollo personal y profesional: un escaño en la política y una esposa. Ambos son necesarios para su condición y perpetuar su nombre. Virgilia es la chica casamentera en cuestión, y aunque al principio hay cierta afinidad, termina apareciendo un tercero en discordia que logra capturar sus atenciones y favores femeninos. Le promete se baronesa y la agradable insistencia del caballero, logran persuadir a Virgilia de casarse con este nuevo personaje en lugar de Brás Cubas.


Sin embargo, las líneas del destino siguen diversos trayectos, pero al final, llegan a unirse. Sin importar que Virgilia sea una respetable mujer casada y madre cariñosa de un pequeño niño, logra despertar la pasión de su antiguo pretendiente Brás, quién se permite vivir un idilio pasional y quizás más enriquecedor que ser solamente marido y mujer.

Durante varios años, viven este romance, y el marido de Virgilia casi los descubre en más de una ocasión. Siempre hubo la sospecha, pero nunca la evidencia. Por supuesto, como en la mayoría de los casos, los amantes eran conocidos por toda la sociedad, excepto el marido mismo.


Machado de Asís logra transmitir el comportamiento de la sociedad de la época, y al mismo tiempo, mantiene entretenido al lector con las diferentes vicisitudes del protagonista. Nos permite analizar una vida de peripecias, y que pudiéramos ser empáticos con algunas etapas de la misma, quizás la infancia, un proyecto malogrado, un acérrimo rival de amores o quizás, una fortuna de por vida.

Una lectura fácil y entretenida, recomendada para lectores intermedios. El tema pudiera ser lento o aburrido para varios lectores que van comenzando, y más cuando tienen otras opciones con mayor acción y velocidad. A pesar de todo, lo considero un clásico del siglo XIX.





View all my reviews

¿Y si se jubilara James Bond?

Conocer a una mujer by Amos Oz

My rating: 3 of 5 stars


Image result for conocer a una mujer amos oz

Durante mis visitas a las librerías, me había encontrado con este autor, Amos Oz, y al que no había tenido oportunidad de leer. Nuevamente, el club de lectura me acerca a nuevas experiencias que enriquecen el sendero de la literatura, acercándome a la vida de un funcionario público Israelí quien enviuda repentinamente.

Yoel Raviv es un funcionario del famoso departamento de inteligencia israelí, el Mossad, que durante una misión de compra-venta de información en Helsinki, es notificado de que su esposa murió en un accidente casero. Yoel decide regresar inmediatamente, dejando a la mitad su tarea de agente, y siendo un cabo suelto que lo estará acechando por los siguientes meses, durante su periodo de duelo.

Nuestro protagonista comienza una etapa de inercia, de movimientos involuntarios, de decisiones pasivas. Si acaso, podría decirse que su única decisión es ya no hacer nada. Se retira voluntariamente y alquila una casa en las afueras de Tel Aviv, donde llevar a vivir a su suegra, su madre y la única hija que tuvo con su recién fallecida esposa, Ivriya. Netta es el nombre de la hija, quién tuvo la atención de ambos padres, y en ocasiones, la disputa de atención también.
A lo largo de la historia, vemos como Yoel analiza su vida con Ivriya, las repercusiones que puede ocasionarle a su hija Netta, y la indiferencia involuntaria hacia su madre. La suegra, bueno, ella opina como un agente externo con la seguridad que te da la experiencia y haber sido madre de la esposa. Sin caer en clichés, ambas se comportan como unas verdaderas madres judias.

Pero es Yoel que vive en suspenso, sin poder avanzar, sin saber que hacer al haberse quedado sin esposa. De repente entiende que la vida no tiene un objetivo, que su trabajo no era más que solo el medio. Inclusive, se ve manipulado por unos amables vecinos norteamericanos que amablemente siempre lo invitan a pasar la tarde y noche con ellos, en la comodidad y privacidad de su casa. Cabe mencionar que estos vecinos son una pareja de hermanos, ambos divorciados y que se alejaron una temporada de la problemática vida gringa. El hermano actúa como simple celestino, buscando tiempo de entretenimiento a su hermana con Yoel. Pero a pesar de todo, lo hace sin sentir, sin esperar ni demostrar nada, y es quizás aquí, donde más libre puede sentirse.

A lo largo de la novela, en la memoria de Yoel, vamos conociendo a Ivriya. Delineando matices de su personalidad, de su forma de pensar, hasta de su carácter. Una buena esposa que dirige con la indulgencia de dominar siempre las decisiones. Inclusive, hacer tabú la condición de Netta, con el fin de proporcionarle una vida normal.

Una novela que resulta contemplativa, y que retrata mundanamente la vida de un agente secreto, es decir, un simple funcionario de gobierno que hace trueques de información, sin más glamour. En ocasiones resulta tedioso navegar en la descripción de su jardín y las actividades de jardinería. Aunque provoca pensar: ¿qué haría yo cuando me jubilará? ¿leer más, escribir o jugar videojuegos?
Recomendada para lectores intermedios, que se permitan apreciar otros detalles literarios además de la trama misma.



View all my reviews

Lecturas de domingo para matar el tedio.

Lo infraordinario. Narraciones alrededor de Georges Perec y la búsqueda literaria en lo cotidiano by Various

My rating: 3 of 5 stars

Image result for lo infraordinario"


Recuerdo haber visto en Los Simpsons un capítulo donde Lisa se relaciona con otros artistas en un club de expresión artística donde se realza lo mundano y simple como algo sublime. No es de extrañar que Homero sea reconocido como un genio en este sentido, los adjetivos sobran.
sGeorge Peréc, francés tendría que ser, escribe un ensayo sobre el tedio de lo extraordinario, describiendo como el ser humano contemporáneo materializa los objetos cuando tienen una historia digna de contar. Una taza no es relevante hasta que es usada como arma en un homicidio o es parte una colección única en el mundo, valuada en millones de dólares.

En este experimento, propone regresar al punto de la observación y contemplación de lo común, lo infraordinario. Aquello que esta en nuestro entorno pero que hemos obviado e inclusive, dado por sentado su eterna permanencia. En esta obra, se invita a dieciséis autores iberoamericanos a participar en un ejercicio narrativo de lo cotidiano, desde unas maletas perdidas en los aeropuertos del mundo, hasta la colación mexicana de las fiestas decembrinas (¿quién come es colación con relleno de anís?).

Las disertaciones son cápsulas literarias, instantes anecdóticos de situaciones comunes y ordinarias; columnas dominicales del suplemento cultural del periódico. No hay más, es solo una pausa en la vertiginosa vida diaria. Y es ineludible no pensar en Lisa con su boina francesa y muchos intelectualoides con cara de hastío mientras leen en voz alta algunos pasajes de esta obra. Fácil de leer, mientras esperas tu turno con el dentista y no quieres leer revistas de TVyNovelas. Lectura para principiantes.



View all my reviews